Hosting y Dominios: Lo que debes saber a la hora de actualizarlos.

Puede que en algún momento tu alojamiento parezca antiguo y un poco desactualizado, por eso no te preocupes ya que puedes ir incorporando archivos nuevos a tu sitio web y mantenerlo al día.
Primero debes tener en cuenta que dependiendo del tema principal o de la utilidad de la página vendrán los archivos a utilizar; así por ejemplo si posees una empresa de mecánica que ofrece servicio técnico tus archivos deben contener temas relacionados a la mención de tu sitio web.

Segundo, tienes que buscar el nuevo contenido a publicar en el sitio, este debe ser actual, innovador y estar a la vanguardia. Subsiguiente te revelaremos los contenidos que puedes actualizar y los que no están permitidos.

Contenidos para actualizar en tu hosting

  • Imágenes
  • Videos
  • Documentos
  • Documentales
  • Archivos
  • Noticias de último minuto
  • Artículos en venta
  • Servicios que ofreces

¿Qué cosas no actualizar?

Para poder mantener un estándar en tu sitio web y aumentar las visitas es necesario que no actualices o cambies tu dominio, ya que esto creara confusión en los usuarios al momento de acceder.

A parte si tu página tiene un tema específico como el mencionado anteriormente, no debes actualizar la mención o la categoría a la cual pertenece tu empresa, por ejemplo: Tener una empresa de mecánica y luego transformarla en una para productos de jardinería con el mismo dominio, esto desorientara a los usuarios.

¿Y si quiero un hosting mejor?

Pues es permitido que avances y que tu compañía aumente en pro de la misma, es posible subir el estatus de hosting y mejorarlo actualizando el nivel del mismo, si poses un hosting gratuito y ya no satisface tus necesidades puedes optar por ampliarte y obtener por ejemplo un hosting compartido o bien si tu proyecto ya creció lo suficiente entonces puedes optar por un servidor dedicado o un VPS.

¿Qué es un VPS convencional?

Vamos a comenzar aclarando, un VPS convencional es un servidor más pequeño dentro de un servidor más grande. Vamos a llamar a este servidor más grande como “Madre del servidor”. La madre del servidor es en realidad un servidor físico, al igual que uno de los equipos que se ven en una sala de servidores o centro de datos.

La madre del servidor se corta en una serie de servidores (limitados) más pequeños y se alquila, como cuentas de alojamiento VPS. Si hay suficiente tráfico, una cuenta de VPS llegará a las limitaciones físicas de la madre del servidor; es decir, las limitaciones reales sobre el número de barras de la memoria podemos añadir a la madre del servidor, el número de discos de almacenamiento de la Madre del servidor se pueden mantener, y así sucesivamente.

VPS basado en la nube

Un VPS basado en la nube, por el contrario, se ejecuta en múltiples servidores en clúster. Al igual que VPS convencional, un VPS basado en la nube también puede dibujar recursos de una sola máquina; pero esta máquina es en realidad una combinación de varios servidores (muchos servidores madre se pegan entre sí, por lo tanto, mucho más grande que el convencional).

¿Qué opción es mejor?

Un VPS basado en la nube no tiene prácticamente ningún límite en cuanto a si se puede añadir otros servidores:

  1. En el clúster (por alguna configuración de la nube se puede hacer esto en el momento, por lo tanto, puede actualizar los recursos del servidor con cero tiempo de inactividad).
  2. Añadir más capacidad de almacenamiento en el sistema de almacenamiento centralizado (SAN).

Por lo tanto, en términos generales, un VPS basado en la nube es mejor que el VPS convencional debido a su flexibilidad. La configuración del servidor es especial si usted está en el convencional de alojamiento, ya que juega un papel importante en el rendimiento de su sitio web.